DHA-EPA Prevención contra el cancer.

Ácidos grasos Omega-3 y cáncer, una alternativa nutricional para su prevención y tratamiento

En los países occidentales, las enfermedades car­diovasculares (ECV), el cáncer (Ca), la obesidad (Ob) y la diabetes tipo 2 (DM2), son responsables de más del 80% de la mortalidad (1). Se ha propuesto que los lípidos desempeñarían un papel decisivo en el desarrollo de éstas enfermedades, particularmente en referencia a la canti­dad y tipo de ácidos grasos (AG) aportados por la dieta.

 

 

Dos variables: cantidad y proporción

Rodrigo Valenzuela B. (1), Karla Bascuñan G.(1),

Rodrigo Chamorro M.(2), Alfonso Valenzuela B. (3).

#Esto es un estracto, el editor Dr Barreda se limito a un lenguaje mas comprensible y resumir los resultados y consejos.

INTRODUCCIÓN

En los países occidentales, las enfermedades car­diovasculares (ECV), el cáncer (Ca), la obesidad (Ob) y la diabetes tipo 2 (DM2), son responsables de más del 80% de la mortalidad (1). Se ha propuesto que los
lípidos desempeñarían un papel decisivo en el desarrollo de éstas enfermedades, particularmente en referencia a la canti­dad y tipo de ácidos grasos (AG) aportados por la dieta.

Dos variables: cantidad y proporción

La ingesta total de lípidos o grasas, así como la relación en el consumo de ácidos grasos polinsaturados (AGPI) de ca­dena larga (AGPICL) omega-6/omega-3, ha aumentado considerablemente en la dieta occidental en lasúltimas décadas (2).

Es ya conocido que la dieta estándar actual difiere sustancialmente de aquella que consumieron los seres humanos desde tiempos
prehistóricos (3). Por otro lado, está relativamente bien documentado el efecto preventivo de los AGPICL omega-3 en las enfermedades cardiovasculares, ciertos Cáncer (mama,prostata,colon), Diabetes tipo 2 DM2 y en el síndrome metabólico (SM), a
través de información derivada tanto de estudios clínicos como epidemiológicos

En el presente trabajo se expone una visión general sobre los beneficios de los grasas polininsaturadas omega-3 de origen dietario, en relación a su posible efecto preventivo en el desarrollo de ciertos Canceres.,como el cáncer de próstata (CaP),

el cáncer de mama (CaM), y el cáncer de colon (CaC). La información deriva de las evidencias clínicas y epidemiológicas dis­ponibles en relación a estas patologías de alta prevalencia actual en la población occidental, cuya alimentación se caracteriza por una
baja ingesta de AGPICL omega-3 y de una distorsionada relación entre el consumo
de estos ácidos grasos y aquellos de la serie omega-6.

APORTE DIETARIO

Aceites comerciales
ricos en grasas poliinsaturadas Omega 6: esencial Mucho consumo

Esenciales porque el organismo no los produce y son dos:

Son denominados ácidos grasos esenciales (AGE). Estos son los AGPI omega-3 y omega-6 y sus respectivos derivados de ellos. Los vegetales terrestres, especialmente aquellos con alto contenido de lípidos o grasas , pueden sintetizar el primer precursor
de los AGPICL omega-6, el ácido Linoleico Es así como los aceites de maravilla (girasol), de soja, pepa de uva y de maíz, entre otros, constituyen una buena fuente dietaria de Acido Linoleico.

Veamos ahora los
Omega 3 Poco consumo

Por otro lado, elprimer pre­cursor de los AGPICL omega-3, el ácido alfa linolénico), es más abundante en los aceites de raps (canola), nuez, linaza y chía, entre otros, y en menor proporción en el aceite de soya (uno de los aceites más consumidos enoccidente)

Los AGPICL omega-3 de mayor importancia son el ácido EPA y el DHA los que sólo están presentes en los vegetales y animales de origen marino, siendo estos últimos nuestra principal fuente nutricional, particularmente los
peces de aguas frías (salmónidos, jurel, sardina, caballa) o profundas (atún, bacalao) quienes los obtienen del fitoy zooplancton que forma parte de su cadena alimen­taria

La población occidental, lamentablemente consume pocos vegetales de origen marino, los que son particularmente ricos en DHA y EPA

Se produce un desbalance

En relación a los lípidos, la balanza se ha inclinado progresivamente a favor de un consumo creciente de AG omega-6, ga­tillando así un estado pro-inflamatorio constante. La restructuración de nuestra alimentación hacia una dieta más saludable y por sobre todo,
tendiente a equilibrar el aporte dietario y la relación de consumo de los AGPIomega-6 y omega-3 sería un enfoque atractivo para una adecuada nutrición y
eventual quimio prevención del cáncer. En efecto, a diferencia de muchos otros agentes quimio protectores, los AGPICL omega-3 son nutrientes esenciales, con efectos benéficos adicionales para el ser humano, especialmente a nivel
cardiovascular, neuro­lógico, inmunológico, entre otros.

Considerando el rol protector que en la actualidad se le puede conferir a losDHA-EPA omega-3 frente al cáncer, especialmente los discutidos en este artículo, resulta fundamental estimular el consumo de una
dieta rica en pescados grasos (salmón, jurel, atún, entre otros) o suplementos alimentarios que contengan DHA-EPA omega-3 de origen marino.

CONCLUSIONES

Los profundos y significativos cambios que ha ex­perimentadola dieta del ser humano, especialmente en occidente desde la revolución industrial hasta nuestros días, han producido una profunda alteración en los
proce­sos metabólicos y en la salud de la población.

En relación a los lípidos o grasas, la balanza se ha inclinado progresivamente a favor de un consumo creciente de Ácidos grasos omega-6, es decir aquel que se encuentra en los anaqueles
de los supermercados (maravilla, maíz etc) ga­tillando así un estado pro-inflamatorio constante.

Luego cocina con aceite “corriente” no es tan saludable como uno pensara, dado que el exceso inclina la balanza a una desproporción entre
los llamados ácidos grasos esenciales (relación omega 6/omega3). Propio del Occidente y de todas sus consecuencias.

Protección hacia el Cáncer de mamas, de próstata etc..

La restructuración de nuestra alimentación hacia una dieta más saludable y por sobre todo, tendiente a equilibrar el aporte dietario y la
relación de consumo de los AGPI omega-6 y omega-3 sería un enfoque atractivo para una adecuada nutrición y eventual quimio prevención del cáncer.

Por un lado bajamos
los Omega 6 y por otro aumentamos los Omega tres de cadena larga

En efecto, a diferencia de muchos otros agentes quimio protectores, los AGPICL omega-3 son nutrientes esenciales, con efectos benéficos adicionales para el ser humano, especialmente a nivel cardiovascular,
neuro­lógico, inmunológico, entre otros. Considerando el rol protector que en la actualidad se le puede conferir a los AGPICL omega-3 frente al cáncer, especialmente los discutidos en este artículo, resulta fundamental estimular el
consumo de una dieta rica en pescados grasos (salmón, jurel, atún, entre otros) o suplementos alimentarios que contengan AGPICL omega-3 de origen marino.

RESUMEN

Los ácidos grasos polinsaturados de cadena larga omega-3 (AGPICL omega-3) son esenciales para el ser humano los que deben ser incorporados al organismo en la dieta.
Desde hace casi un siglo se sabe que estos ácidos grasos son fundamentales para el crecimiento y desarrollo del individuo y desde 1970 en adelante, se han
encontrado sólidas evidencias para atribuir diversas propiedades saludables a estos ácidos grasos, especialmente a nivel cardiovascular, neurológico y antinflamatorio.
En este sentido, en la actualidad un gran número de investigaciones se han centrado en estudiar el rol protector de los AGPICL omega-3 respecto al cáncer, principalmente por las propiedades antinflamatorias que poseen.

En el presente trabajo se exponen una serie de evidencias que permiten esta­blecer un posible uso preventivo y terapéutico de los AGPICL omega-3 frente al cáncer, específicamente el de próstata, mama y colon.

Palabras clave:
cáncer, ácidos grasos, ácidos grasos omega-3, efecto antinflamatorio.

(1) Escuela de Nutrición y Dietética, Facultad de Medicina,

Universidad de Chile. Santiago, Chile.

(2) Laboratorio de Sueño, Instituto de Nutrición y
Tecnología de los Alimentos (INTA)

Universidad de Chile. Santiago, Chile.

(3) Centro de Lípidos. Instituto de Nutrición y Tecnología
de los Alimentos (INTA), Universidad de Chile y

Facultad de Medicina, Universidad de los Andes. Santiago,


Chile.

Categoría de nivel principal o raíz: Avances
Categoría: Diálogo con expertos